Kendra Moriah de Dirty Little Rubias al desnudo


Es curioso como la fama la cuesta, pero si enseñas una teta ya no.


Decía una famosa serie musical de los 80 llamada Fama, que la fama cuesta. Y cierto es. Pero como demuestran casos como el del reality Adam y Eva o el vídeo viral de Kendra Moriah, enseñar una teta pueda hacer que tu fama se multiplique sin apenas despeinarte.

Y eso le ha ocurrido a la cantante del grupo norteamericano Dirty Little Rubias, al subir a YouTube un vídeo donde se peleaba con un perrito para no dejar sus lolas al aire. Resulta que el vídeo ahora convertido en viral con más de 2.000.000 de visitas, era una especie de extra del nuevo videoclip musical del grupo. Lo más gracioso es que el vídeo musical ha pasado totalmente desaparecido, mientras que este pequeño sketch de Moriah luchando por sus tetas, ha sido el culpable de que por fin la fama llegue a este antes desconocido grupo musical.