La piratería no es un delito es un deber


Este mes se terminaba mi contrato con ONO. En él poseía varios servicios fijos y dos líneas móviles que quería mejorar en su apartado de datos. Con la carta de libertad en la mano podía negociar y eso hice, conseguir un acuerdo verbal y grabado donde los 750 mb de máxima velocidad de mi tarifa pasaban a 2500 mb para lo cual debía aceptar otro año más de permanencia.


Visto la gran oferta acepté y pasé a grabar de voz que aceptaba un año de permanencia a cambio de subir las megas de mi conexión a 2500.

A día de hoy me encuentro que esas 2500 mb se me han otorgado como límite de datos teniendo a máxima velocidad únicamente 500 mb. Es decir, que he firmado un año de permanencia por perder 250 mb respecto a mi conexión anterior.
Por supuesto esa grabación de voz donde se hablaba de 2500 mb a máxima velocidad se ha "perdido misteriosamente", con lo que el timo de la estampita se ha llevado a cabo con la máxima eficacia por parte de ONO que bien podría llamarse Vodafone, Movistar, Wuaki, Hiberdrola, PlayStation o cualquier compañía afincada en nuestra país.

Lo gracioso es que estaba en negociaciones para contratar un servicio de televisión de pago donde poder ver series y películas de forma legal, es decir sin recurrir al gratis o descarga en Internet.

Pues bien, el acontecimiento o timo me ha hecho ver la luz y darme cuenta que no hay que pagar, hay que piratear de forma obligada y como deber ético ciudadano.

Creo que en un país donde las cúpulas roban y no sucede nada, cada compañía actúa de la misma forma puesto que están amparados bajo la misma ley de hijos de puta. De este modo el ciudadano se ve indefenso y con las manos atadas excepto en una opción. Agarrarse a ese contrato engañoso de servicio online, para poder exprimir, robar y piratear hasta el último individuo robaperas que habita en los altos cargos y compañías de este jolgorio llamado España.
Así que por favor, como pueblo y ciudadano español, piensa que el pirateo no es delito sino obligación, es ética es justicia y es una forma de decirle a los de arriba que estamos hasta los cojones.

Pasa esto por favor, y llevalo a la práctica y si mediante Internet eres capaz se hackear cuentas de banqueros o dirigentes de compañías, hazlo y no te sientas mal.