#Pedrocheboda y David en el ropero de su casa


Madre mía, es que una no gana para sustos aunque sean buenos. Es que esto de levantarte temprano y alucinar por colores con la legaña aún puesta al descubrir en la portada de ¡Hola! que se han casado Cristina Pedroche y David Muñoz... ¡en el ropero de casa! Vale que querían una boda sencilla, pero lo mismo esto es pasarse.


Si lo de estos dos nunca ha sido tradicional esto ya ha sido la gota que comó el vaso. Nada de lugar convencional, nada de traje oscuro para David, ni una Pedroche blanca y radiante, no, lo que hemos tenido son pantalones vaqueros,camiseta y zapatillas, un señor notario y los padres de ambos de testigos. Del convite suponemos que se ocuparía él, digo yo. Invitando al notario incluido.

No si desde luego lo de estos chicos desde el principio han sido ideas claras y dicho y hecho, que se cuando empezaron a salir en diciembre del año pasado decían que ya tenían claro que se iban a casar. Pero vamos, que yo entiendo lo de la sencillez y la intimidad, pero lo mismo el salón quedaba más mono, y no el vestidor, con las sudaderas ahí colgadas en perchas. Bueno, de todas maneras, enhorabuena a los premiados novios.