Jennifer Lawrence pillada en bikini demuestra el efecto de su famosa dieta


«Yo nunca podría vivir a dieta», ha dicho Jennifer Lawrence en una reciente entrevista, pero es evidente que, para verse tan bien como ella, hay que cuidarse. Por ello, su ex entrenador personal ha querido desvelar los secretos mejor guardados de la actriz y narrar los hábitos de vida que la mantienen tan en forma y con una figura tan sana, sexy y esbelta.


Según recoge Daily Mail, el ex entrenador personal de la actriz, Dalton Wong , contó aprovechando la publicadión de su libro 'The Feelgood Plan', que el secreto es ingerir los alimentos correctos en el momento justo y crear una rutina de ejercicios que se adapte a ella y su frenético ritmo. « Hacíamos ejercicios de alta intensidad en las mañanas como cardio , y cosas más relajantes en las tardes como yoga. Algunos días solo la llevaba a que se diera un masaje», relató Wong, quien tuvo la oportunidad de entrenar a Lawrence para su papel de la mutante «Mística», personaje que interpretó en la película X-Men: First Class. Además, Wong añadió que mientras entrenaba a Lawrence, la rutina diaria de ejercicios incluía correr, levantar pesas, yoga y squats , además de una combinación de circuitos de fuerza con ejercicios de alta y baja intensidad para acelerar el metabolismo y así quemar grasa.

Sin embargo, el entrenador y fundador del popular gimnasio 'Twenty Two Training' en Londres, Inglaterra, reveló que Jennifer nunca se privaba de salir con sus amigos o de vivir una vida normal, confirmando así que no es una famosa que se agobie con la dieta. «Está bien disfrutar las cosas preciosas en la vida, siempre y cuando uno se asegure también de hacer ejercicios y comer frutas y vegetales», dijo el atleta, que también ha trabajado con estrellas como Amanda Seyfried y Zoë Kravitz. « Dalton me enseñó a comer, a moverme y a vivir una vida deliciosa y saludable», dijo la protagonista de Joy en uno de los capítulos del libro de Wong. La artista de 25 años menciona también que cuando está en Londres va a entrenar al gimnasio de Wong, «para luego salir juntos a comer hamburguesas y patatass fritas», añadía Jennifer,a quien le vuelve loca la comida rápida.

En definitiva, lo que su ex entrenador quiso dejar aclarar en su entrevista es que lo fundamental es el deporte y complementarlo con una buena alimentación pero sin llegar a pasarlo mal. En el caso de Jennifer que odia las dietas, fomenta más el deporte y alterna comidas más saludables a sus horarios de infarto , de ahí a que la joven oscarizada luzca un físico impresionante, como bien demostró en los últimos premios Oscars, que pese a llegar con la gala empezada, dejó boquiabiertos a todos con su impresionante Dior . Aunque es evidente que no es una casualidad que la intérprete tenga un cuerpo tan moldeado y tonificado, como todo, hay que cuidarlo y trabajarlo.