Kim Kardashian y su sexy figura de anoche camino a una cena de amigos



El viejo adagio sentencia que "no hay mal que por bien no venga", un dicho que le viene como anillo al dedo a Kim Kardashian. La celebridad californiana de 36 años acaba de padecer una gripe que le ha hecho perder tres kilos, un lance inesperado que ha acelerado su proceso de adelgazamiento de cara a la próxima Gala Met. La mujer de Kanye West confirmó en su cuenta de Twitter que la enfermedad ha resultado ser la mejor dieta. "Muy feliz porque ha llegado a tiempo para la Met #treskilosmenos", confesó Kardashian. La hija de Kris Jenner confirmó así su presencia en el evento de la moda más importante de los que se celebran en Nueva York.

Comentarios